Loader

Aeroyoga: el yoga que desafía la gravedad

la mejor ropa para yoga aereo

A estas alturas seguro que has observado la cantidad de escuelas y tipos de yoga que tenemos a nuestro alcance. Podemos encontrar un tipo de yoga para cada persona ¡o varios!. Así que si has probado alguna clase de yoga y no es lo que buscabas… te invitamos a estirar tu columna colgad@ de una tela.

El yoga aéreo o aeroyoga es una disciplina más bien joven que ha cautivado a muchos amantes del yoga que buscan ejercicios exigentes y dinámicos pero que a la vez les permitan crear un oasis o un espacio para reconectar en la rutina diaria, de parar y meditar, pero suspendidos a unos centímetros del suelo.

¿Quieres saber más sobre este yoga que está pisando fuerte en muchos estudios de tu ciudad? ¡Pues sigue leyendo!

¿En qué consiste?

En aeroyoga realizaremos las asanas utilizando un columpio o hamaca de tela suave y el peso de nuestro cuerpo. Aunque quedaremos suspendidos en el aire, solo nos separarán unos centímetros del suelo por lo que estaremos siempre seguros frente a caídas.

Como en cualquier otra modalidad, necesitaremos una fase de adaptación, ya que al principio podríamos estar incómodos con la tela, nos puede apretar o incomodar pero al poco tiempo te acostumbras a este nuevo elemento.

Las primeras clases se realizan sin perder el contacto del cuerpo, por ejemplo posturas del guerrero o del bailarín en las que la tela es una ayuda como el cinturón o los bloques. Nuestras articulaciones se van acostumbrando y en clases de nivel intermedio ya realizaremos más ejercicios e inversiones obteniendo cada vez más flexibilidad, tonificación y relajación.

Te sorprenderás de la creatividad de las posturas acrobáticas y de lo diferente que sentimos las asanas cuando variamos el plano o los apoyos. Si te duele la rodilla o los tobillos descubrirás en el aeroyoga una nueva forma de trabajo sin apoyar el peso en las mismas y las aliviarás.

Aeroyoga by ykile

Beneficiosa del Aeroyoga

Sabemos que una práctica periódica de yoga tiene infinidad de beneficios en nuestra salud, alivia la ansiedad, el estrés y nos permite vivir el aquí y el ahora creando un oasis en nuestro día a día. El aeroyoga tiene todos estos beneficios y algunos más, además de ser una práctica divertida que nos aporta un “giro” de 180º a nuestra rutina, corrige nuestra postura y estimula nuestros organismo mediante posturas diferentes.

Nuestra columna es la principal beneficiada en el aeroyoga. Acostumbrada a soportar malas posturas frente al ordenador o numerosas horas sentados, colgándonos en el columpio creamos espacios entre las vértebras y las descomprimimos y aliviamos de cargas, permitiendo nuevas torsiones y estiramientos.

Entre sus beneficios están:

  • Alivio de dolores de espalda y articulaciones.
  • Aumenta la flexibilidad de nuestro cuerpo.
  • Reactiva la circulación de la sangre y la respiración.
  • Drena el sistema linfático favoreciendo la eliminación de líquidos y reduce la celulitis.
  • Favorece la quema de calorías debido a que es un ejercicio cardiovascular.
  • Tonifica y aporta masa muscular.
  • Mejora el estado de ánimo.
  • Aumenta la confianza en uno mismo y la autoestima.

Ropa deportiva de calidad premium ykile

Contraindicaciones del Yoga Aéreo

El aeroyoga puede ser practicado por todos, simplemente hay que escuchar a nuestro cuerpo y ser conscientes de nuestro propio ritmo y limitaciones para poco a poco avanzar y trabajar en ellas.

Al empezar debemos saber si tenemos alguna lesión y comunicarla a nuestro/a profesor/a para evitar empeorarla y que pueda adaptarnos la asana a lo que más nos conviene. Además si tienes alguna de las siguientes contraindicaciones será mejor no realizar aeroyoga en un tiempo o realizar las asanas en suelo firme:

  • Desprendimiento de retina
  • Glaucoma.
  • Embarazo.
  • Cirugías recientes de cadera, espalda o articulaciones ya que son las partes del cuerpo que más trabajan en este tipo de yoga.
  • Artrosis o artritis.
  • Hernias discales.
  • Hipertensión o hipotensión.
  • Vértigos.
  • Gripe, sinusitis o problemas respiratorios que puedan producirnos ahogo.
  • Cefaleas o lesiones en la cabeza.
  • Esclerosis vertebral.

¿Listos para practicar esta modalidad de yoga?

Muchas personas sienten que el aeroyoga no es para ellos debido a las acrobacias aéreas y existe el miedo a pensar que no pueden realizarlas. Pero te animamos a probar alguno de los numerosos talleres de aeroyoga que imparten las escuelas de tu ciudad, descubrirás lo satisfactorio que es ver como progresas, y sobre todo cómo superas el miedo a lanzarte. Se trata de una disciplina segura.

Puedes descubrir más sobre el Aeroyoga en The Yoga venture

1 Comentario

Publica un comentario