Elogio a la proximidad, el yoga en tiempo de coronavirus

“¿Qué puede salvarnos?”se preguntaba Heidegger. No sólo un Dios; no sólo la creación artística; no sólo la oratoria política; también la proximidad.

En estos días que vivimos, en los que la casa se ha convertido en el centro de nuestras vidas; ayuda pensar desde todas sus posibles definiciones y desde la posibilidad que otorga de que exista mundo.

El pensar en la casa como el refugio que nos da la posibilidad de recogernos, de sentarnos en nuestros hogares y de mirar y mirarnos.

Podemos observar el mundo y analizar la mirada que queremos poner en lo que esta sucediendo.

En estos días me imagine mi cuerpo como un puzzle, fragmentado por: ideas, deseos, proyecciones, miedos, alegrías, encuentros con mi intimidad y con las personas con las que comparto casa y con las que me cruzo en los pocos momentos que salgo fuera del hogar.

Y pensé en la necesidad de ver más allá de este puzzle e intentar ver qué significa este momento que estamos viviendo, la invitación a mirar más lejos que nosotras y nosotros.

Cuerpos, que son hogares, cosmicidades, que generar una UNION con todos los componentes que contenemos y que nos envuelven.

Únete a la familia Ykile

15% de descuento en tu primera compra.
Suscríbete para ofertas exclusivas, eventos y mucho más.

 

 

El yoga nos ayuda a encontrar esta UNION, a unir estos componentes y mantener nuestros cuerpos abiertos y flexibles para conocernos cada día mejor.

Pero es cierto que hay que prestar atención hacia dónde queremos poner nuestra mirada e ir poco a poco construyendo el camino que queremos trazar.

Os invito a pensar lo siguiente en estos días:

¿Por qué quieres practicar yoga?

Si te consideras practicante, ¿Por qué te consideras practicantes?

Desde ahí debemos pensar en una práctica que contenga lo que estamos buscando. Si tienes la posibilidad de que alguien te acompañe y te ayude en este aprendizaje (maestro, gurú…) siempre es positiva.

La posibilidad que nos dan las tecnologías en estos días es un regalo pero hay que estar atentas y atentos a no caer en el mundo de la imagen y la sobre información.

Si ya practicabas trata de seguir con la persona que consideres honesta y que conozca tu camino en la práctica. Si vas comenzar siente lo que honestamente estás buscando y enfoca en esa dirección tu mirada / búsqueda.

Disfruta de estos días que son una oportunidad para mirar dentro de ti y pensar que de aquí puede salir un nuevo comienzo, más cercano, más próximo.

No hay comentarios

Publica un comentario